Archive for Marzo, 2008

Urbanidad y buenas maneras en la red

Domingo, Marzo 30th, 2008

El viernes, ojeando novedades en la Librería Universitaria de la calle García Rivero de Bilbao, topé con el “Manual de urbanidad y buenas maneras en la Red” , de José Antonio Millán, Ed. Melusina, 2008. Es un librito breve y parecía entretenido y curioso, así que lo compré. 

 jamillan2.gif

Lo he encontrado muy útil. El autor tiene amplia experiencia en esto de hacer blogs, webs y, por supuesto, trabajar con correos electrónicos y plantea sobre todo ello reflexiones interesantes. Repasa algunos principios, que deberían ser evidentes y básicos para conseguir claridad y buena comunicación, pero sobre todo referentes al respeto y a la consideración debidos al otro a la hora de escribir correos eléctrónicos (también blogs, webs…)… criterios que por desgracia son con demasiada frecuencia ignorados en el día a día.

Coincido con el autor en que las formas son importantes y comparto las mayor parte de sus valoraciones y recomendaciones.

En otras discrepo:

- como en su valoración -aunque bien es cierto que lo hace con muchas reservas- de los emoticones como complemento comunicativo útil;

- o su recomendación de evitar el tuteo en los blogs: en éste te trato de de tú, pero me parece que es lo más lógico. Quien entra a un blog personal como éste es como si estuviera entrando por un momento en casa. No se trata de una carta o correo que se envía a un desconocido o a una persona de edad o especial posición, en cuyo caso sigo prefieriendo el tratamiento de usted. Por el contrario quien entra al blog acepta entrar en el mundo del autor y compartir por un momento sus ideas y sus emociones. Me parece muy significativo que muchos escritores ya clásicos, Unamuno por poner un ejemplo que tengo sobre la mesilla, acostumbran a emplear el tú en sus prólogos con fórmulas tipo “estimado lector que tienes en tus manos…” aunque luego, en otra situación, seguramente se dirigieran a esos mismos destinatarios -en una carta o en una conferencia, por ejemplo- de usted. El blog es como el prólogo de un libro de Unamuno, tan público como al tiempo privado. Creo por tanto que en el blog, a diferencia de la carta o incluso de la página web corporativa, es preferible el tú.

- tampoco estoy de acuerdo en que las entradas del blog no puedan corregirse, que no tengan marcha atrás por estar fechadas. Bien que no podamos hacer trampa para darnos la razón a posteriori o cambiar la orientación o significado de una entrada según lo que vaya pasando… pero supongo que el lector preferirá que si puedo, sin alterar el sentido general de una entrada ya publicada, darle un matiz más rico, mejorar una expresión para que se entienda mejor, aportar un dato nuevo, incluir un nuevo ejemplo o, por supuesto, corregir una errata, lo haga directamente, sin complicar la comunicación con avisos, comentarios adicionales o fórmulas o advertencias del tipo que sea. Yo al menos, lo aviso, me siento libre de hacerlo en este blog sin traicionar, creo yo, la confianza del lector en la autenticidad de los que lee con su fecha original.

Pero las coincidencias con el autor son mucho mayores y mucho más importantes que estas pequeñas discrepancias que aquí expongo. También aporta numerosos consejos para construir y mantener blogs y páginas web, incluso ideas de tipo técnico, algunas de las cuales espero ir aprendiendo poco a poco para mejorar este blog.

José Antonio Millán tiene un interesante blog sobre libros y la red ( http://jamillan.com/librosybitios/blog/ ) y acaba de abrir otro blog sobre su nuevo libro (  http://jamillan.com/urbanidad/ ). Échales un vistazo si te interesan estas cosas: merecen la pena.

38 tacos: ¡qué responsabilidad!

Viernes, Marzo 28th, 2008

Ruper Ormaza me pasa un monográfico que la Revista DEUSTSCHLAND (www.magazine-deutschland.de) dedicó en el 2004 a la Innovación. Se celebraba por entonces el año de la innovación en Alemania (este 2008 es el año de la Innovación en Euskadi). Como Ruper es el Presidente de UNESCO Etxea y es sabida norma de elemental prudencia laboral leer siempre y raudo lo que el jefe te pasa, me lo leo. 

Hay en la revista cosas muy interesantes que acaso en otro momento podamos comentar…. pero lo que más me ha llamado la atención es el artículo de Desmond Morris (¿os acordáis de su hace unos años muy popular ensayo ”El Mono Desnudo”? Nunca supe de su consideración entre sus colegas científicos, pero debo decir que el libro me resultó en su día muy ameno e instructivo).

Bueno, al grano, el caso es que Morris escribe un artículo en que se pregunta “¿a qué edad alcanza el impulso innovador su cenit?”. Nos explica la relación entre la juventud y la innovación, entre la madurez y la capacidad de influir, y después de repasar los grandes aportes universales concluye que la “la mayoría de las innovaciones se registra en el grupo etario de 35 a 40 años, con un pico a la edad de 38 años”. 

Miro el calendario y asegura que hace 9 meses cumplí los 37: se supone que estoy a las puertas del momento “cennit” para aportar innovación… ¡menuda responsabilidad!, ¿qué hago?, ¿por dónde empiezo?, ¿cómo aprovechar este año que no puedo malgastar?… en fin, mejor me tranquilo y me voy a comer, que ya es hora.   

Tranquilos los “no-treintayocheros”, que hay consuelo para todos. Para los menores o mayores de esta edad Morris encuentra salida: “Existen algunas excepciones a esa regla: las innovaciones matemáticas tienden a darse a una edad más temprana y las políticas, a una edad mayor”.

Bueno, Ruper, ya sabes, tenemos los papeles de la institución bien asignados: yo a la dirección “innovadora” y tú a la presidencia ”política”. Desmond Morris bendice nuestro ”equilibrio etario”.

Tenéis el artículo íntegro en:

www.magazine-deutschland.de/issue/Evolution_4-04_SPA_S.php

Innovar la organización

Jueves, Marzo 27th, 2008

En materia de innovación tenemos que formalizar y estructurar las ideas, tenemos que sistematizar las experiencias, tenemos que diseñar los programas que faciliten, que ordenen, que provoquen, que fomenten la innovación, tenemos que adoptar proyectos de innovación  e incluso hacernos con una “cartera” de ellos , tenemos que estructurar los espacios, las capacidades, los medios, los plazos, tenemos que medir si nuestra institución es innovadora… sí, sí, bien, vale, entendido…

…pero sin olvidar que no podemos encajonar o procedimentar la creatividad, la chispa, la idea, las ganas, la valentía (incluso la osadía) y la iniciativa sin herirlas y devaluarlas hasta hacerlas inoperativas: deben saltar en nuestra organización cuando y como ellas quieran, son libres y no funcionan ni por decreto o ni por patrones estandarizados, no leen ni el BOE ni los newsletters de comunicación interna, ni atienden a modelos, no se atienen a plazos, hojas de rutas o mapas de procesos. Debemos escucharlas, acogerlas, fomentarlas, valorarlas, premiarlas y desarrollallarlas en cada caso como pidan, ad hoc, como cada hijo, que es especial y hay que tratarle, educarle, motivarle, guiarle y hacerle crecer de forma distinta… 

Sin olvidar, en definitiva, que más importante que los programas de innovación es la innovación de los programas y que más importante que organizar la innovación es innovar la organización.

Lo cual es más viejo que la pana: que hay que distinguir los medios de los fines y entender los primeros al servicio de los segundos. Parafraseando a los escolásticos medievales: los instrumentos de gestión y los procedimientos son los sirvientes de la innovación, y sirven -son útiles- sólo en tanto sirven -se ponen al servicio de-, y no pueden dárselas de regidores, organizadores, estructuradores y menos adoptar aires de fundadores.

la vuelta al mundo y a la historia en un día y 6 vasos

Jueves, Marzo 20th, 2008

Hoy, a pesar de las oscuras previsiones metereológicas, ha salido un precioso día para salir a pasear con los niños. Afortunadamente, antes de despertarse, me han dejado un ratito para el añorado lujo de leer en la cama con un café en la mesilla. He terminado el libro “La historia del mundo en seis tragos”, del redactor jefe de tecnología de The Economist, Tom Standage.

6vasos.jpg6vasos.jpg6vasos.jpg6vasos.jpg6vasos.jpg6vasos.jpg6vasos.jpg

Me ha gustado, me ha parecido un libro muy ameno y bien escrito, que se lee con mucho agrado e interés. El autor recorre la historia de la humanidad siguiendo el nacimiento y evolución de seis bebidas: la popular, antiquísima, nutritiva y un tanto agreste y ruda cerveza; su primo un poco más sofisticado y cultivado, el vino; los embriagadores licores; el café ilustrado e intelectual; el imperial te; y la globalizada (y globalizante) Coca-Cola. De cada bebida repasa su historia, su origen, sus mitos, su composición y sabores, su “sociología”, sus valores y conductas asociados, y su presente, tantas veces heredero -aún sin ser consciente quienes lo consumimos o quienes practicamos esas conductas- de su origen y significado (desde el brindis al cibercafé).

Que nadie espere un libro de historia (o antropología o sociología) académica o científica, con sus citas, sus fuentes y su metodología. Es más un reportaje, pero eso sí, muy bien construido y con suficiente rigor. No me extrañaría que en breve encontráramos entre los estrenos del National Geographic, de la BBC4 o del Canal Historia una serie documental con este esquema como guión para 12 capítulos… y os aseguro que me encatará verlo, porque mientras leía el libro imaginaba sus imágenes y paisajes, al tiempo que casi degustaba sus sabores.

El autor termina con un epílogo en que llama la atención, tras su recorrido de 10.000 años, cómo estamos volviendo al agua, a su valoración y a su consumo. Se sorprende -y no es por menos- y casi se burla de la moda de los botellines de plástico y el agua embotellada, que no tiene sentido ni nutricional, ni sanitario, ni degustativo, ni económico, no social, ni medioambiental… ni nada de nada…

En fin no ha sido mala lectura -que ha durado hasta que Lea ha tomado la cama por asalto- para este adelantado día internacional del agua. He empezado la mañana con un café, he hecho la comida con un vasito de vino (de “La Mancha”, por cierto) al lado, he echado un trago de la Coca-Cola de Bea durante la comida, y ahora, en la sobremesa, mientras las siestas de los niños me permiten escribir estas líneas, me acompaña un té verde. ¿Terminaré el día habiendo catado las 6 bebidas?… sería, con un consumo consciente como el que la lectura de este libro me ha facilitado, como un recorrido por 10.000 años de historia en 24 horas. La vuelta a la historia y al mundo en un día y desde mi cocina.

Congratulations Professor Allan!

Miércoles, Marzo 19th, 2008

El Profesor Tony Allan, del King´s College de Londres, ha sido galardonado con el Premio Estocolmo del Agua. Ver http://www.siwi.org/sa/node.asp?node=267 . Además de ser un experto en cuestiones de relaciones internacionales y agua, especialmente sobre las relaciones entre el agua y la  paz en Oriente Medio, el Profesor Allan es conocido por haber acuñado el concepto “Agua Virtual”.

 allan_2008.jpg

Yo oí hablar por vez primera de “Agua Virtual” hace año y medio o a lo sumo dos años, en una conferencia que nuestro buen amigo Carlos Fernández-Jáuregui, Director del Decenio del Agua de las Naciones Unidas, nos dió en el Museo Marítimo de Bilbao. Carlos no sólo nos introdujo al concepto, sino que nos abrió los ojos a sus enormes consecuencias. 

Para producir esos gramos de fruta, de verdura o de carne que nos alimentan -y nos hidratan- ha sido necesario emplear mucha más agua en origen de lo que queda en ellos. En el muy interesante libro de Jane Goodall “Otra manera de vivir” (Ed. Lumen, 2007) se dice que necesitamos – utilizando métodos agrícolas y ganaderos convencionales-  de 200 a 490 litros de agua para producir un kilo de patatas, de 500 a 1.400 litros para un kilo de maíz, de 1.900 a 2.700 para un kilo de arroz, casi 4.000 litros para un kilo de carne de pollo… y de 16.000 hasta 98.000 litros para un kilo de carne de vaca.

Felix Stein, de la Fundación Heinrich Böll, ha publicado a partir de los datos de las investigaciones de Chapagain y Hoekstra para el Institute for Water Education UNESCO-IHE de Delft, Holanda, un interesante cuadro con datos sobre el agua presente en numerosos productos. Copiaré sólo algunos para no hacer esta entrada demasiado prolija:

Un kg. de caña de azúcar 175 litros
Un kg. de carne de cabra 4.000 litros
Un kg. de carne de cerdo 5.900 litros
Un kg. de cereales 1.500 litros
Un kg. de cítricos 1.000 litros
Un kg. de Algodón 3.644 litros
Un huevo 454 litros
Un vaso de leche 200 litros
Una ración de lechuga 23 litros
Una manzana de 100 gramos 70 litros
Un pan 568 litros
Un kg. De queso 5.300 litros
Una bolsa de patatas fritas (200 gr.) 185 litros
Una taza de café 140 litros
Una taza de té 34 litros
Una cerveza de 250 ml. 75 litros
Una copa de vino 120 litros
Una hamburguesa de 150 gr. 2.400 litros
Una hoja de papel (80gr/m) 10 litros
Unos pantalones vaqueros 10.850 litros
Un pañal 810 litros
Un coche 250.000 litros

Esta idea del agua que conllevan los productos fue, como digo, conceptualizada de forma original y muy exitosa allá por el año 1993 por el profesor Tony Allan, como Agua Virtual. “Para poder tomar una taza de café por la mañana son necesarios 140 litros de agua empleados en el cultivo, producción y empaquetado de los granos de café” nos recuerda el jurado del premio.

Puedes acceder a un artículo del propio profesor Allan en que explica -y se cuestiona- el concepto de Agua virtual.

El Agua Virtual es el agua que está detrás de un producto, el agua que ha sido necesario emplear para producirlo y el que aún lleva dentro. La idea tiene una enorme potencia para analizar con nuevas perspectivas el tráfico del comercio internacional y su relación con la escasez del agua. El concepto tiene potencia medioambiental, política, económica… y no pocas derivadas éticas para afrontar con nuevos ojos las cuestiones asociadas al agua e incluso otras muchas cuestiones que a primera vista no habríamos asociado de manera directa al agua.

Creo que el jurado del Premio Estocolmo ha acertado al recordarnos el importante trabajo de Allan y cómo nos ha ayudado a mirar las cosas con nuevos enfoques. Congratulations Professor Allan!

qué es innovar para una organización como UNESCO Etxea

Lunes, Marzo 17th, 2008

Estamos ahora, como tanto otros, intentando innovar (en) nuestro trabajo y al tiempo indagando en qué es eso de innovar aplicado a un sector social y no lucrativo como el nuestro.

En el País Vasco, como sociedad hemos llegado a compartir la idea de que innovar es mucho más que tecnología e información: sabemos que los retos están también -quién sabe si “sobre todo”- en la innovación social y en la innovación política, pero nos cuesta darle forma y poner a caminar esas ideas que percibimos como necesarias. En UNESCO Etxea pocuramos experimentar con éxito la innovación y al tiempo sistematizar esa experiencia y compartirla.

La reciente creación de la Agencia Vasca de la Innovación, INNOBASQUE, con el liderazgo de Pedro Luis Uriarte (el PLUS), nos obliga/invita/incita a todos a darle más y mejores vueltas a estas cuestiones. A la vuelta de Semana Santa tenemos la primera reunión del Comité Directivo de Internacionaización de INNOBASQUE, al que tengo el honor de pertenecer y en el que espero aprender y compartir un montón de cosas.

Estoy leyendo “Innovar con éxito”, de José María Sainz de Vicuña, que me ayuda a ordenar ideas y conceptos, y me encuentro en su pág. 65 un interesante gráfico sobre los distintos tipos de innovación. El cuadro es así:  

inno20081.bmp 

Este cuadro y el capítulo al que pertenece ”¿de qué estamos hablando cuando hablamos de innovación?”, me hace preguntarme qué tipo de innovación hacemos/queremos hacer en UNESCO Etxea. 

inno20082.bmp

Queremos innovar en la forma de reconocernos e identificarnos como Organización de la sociedad civil, como ONG, local e internacional, actora y reflexiva, y repensar lo que todo eso supuesta y realmente significa. Queremos innovar respondiendo a la pregunta de qué somos.

Queremos innovar repensando, siempre con la mirada puesta en el futuro, qué servicio prestamos y queremos prestar a nuestra sociedad. Queremos innovar respondiendo a la pregunta de cuál es nuestra MISIÓN.

Queremos innovar en las formas en que nos organizamos y relacionamos hacia dentro y hacia fuera para desarrollar y ejecutar nuestra MISIÓN.

Queremos innovar pensando cómo nos situamos en el mundo y nos relacionamos con otros, en redes, en equipos, en iniciativas, cómo aprendemos y cómo aportamos y como nos enriquecemos con ello y cómo lo devolvemos de nuevo a la sociedad.

Queremos innovar también en cómo somos capaces de comunicar lo que somos y lo que ofrecemos y los que hacemos y lo que queremos y lo que pensamos.

Muy ambicioso plan, pero si tuviera que responder a la pregunta “¿de qué hablamos cuando decimos INNOVACIÓN en UNESCO Etxea?” creo que necesariamente tendría que tocar estos cinco palos: identidad, servicio, gestión, relación y comunicación.

Pues eso, que tenemos todavía mucho por aprender mientras hacemos, mientras avanzamos… y mientras innovamos. 

 

 

Ayer celebramos en Bilbao, por adelantado, el día internacional del Agua

Viernes, Marzo 14th, 2008

El día internacional del agua es el 22 de marzo, pero este año caía en sábado santo, de modo que parecía mal día para organizar nada. Así que en Euskadi lo celebramos ayer.

Organizamos junto a la Agencia Vasca del Agua, ETB, el Decenio del Agua de las Naciones Unidas, la inicitativa eurpea del agua (EUWI) y la Expo de Zaragoza, en el Museo Marítimo -¿dónde mejor?- la emisión del Documental de Albert Solé, “El sueño del agua”. Asistieron 110 niños y parece que la película les gustó.

  agua3.png

Aquí estamos en la rueda de prensa en que presentamos los actos. De derecha a izquierda: Bingen Zupiria, Director de ETB; Albert Solé, Director de la película: Francisco Pellicer, de la EXPO Zaragoza; Ana Oregi, Viceconsejera de Territorio y Aguas; Carlos Fernández-Jáuregui, Director del Decenio del Agua de las Naciones Unidas; y yo.

agua1.png  

Luego pasamos a la parte más “sesuda” en que compartimos la mesa Carlos, Ana, Ibon Areso (Presidente del Consorcio de Aguas de Bilbao-Bizkaia), Benoit Bazin (EUWI) y Pedro Guerra (UNICEF). El público, unas 40 personas, estaba compuesto en su mayor parte por gestores del agua.

agua4.png

Y por fin terminamos compartiendo un “lunch” en el que no sólo había agua del consorcio, sino tambén vino de la Rioja y Txakolí. 

Un milagro

Martes, Marzo 11th, 2008

Acabo de leer -de devorar, debería decir- con tanto espanto como admiración el libro “Un niño afortunado” de Thomas Buergenthal.

Portada libroPortada libroPortada libroPortada libroPortada libro

El nombre de Buergenthal lo conocí en mi primera estancia de estudio fuera de Euskadi. Corría el año 1994 y en el Curso Internacional de Derechos Humanos del Instituto René Cassin de Estrasburgo nos dieron como manual su “Human Rigths in a Nutshell”. Ahora que lo pienso habrá sido seguramente el primer libro de texto que he leído en inglés. Lo tengo todavía en casa, mil veces subrayado y consultado. Sabía por tanto de la carrera de Buergenthal como académico, como juez de la Corte Interamericana, como miembro de la Comisión de la Verdad de El Salvador y como juez de la Corte Internacional de Justicia de La Haya (¡casi !).

De lo que no tenía ni idea es que había sido un niño en los guetos judios y luego en los campos de concentración nazis de Auschwitz y de Sachsenhausen.  

Su vida de feliz niño, hijo de una joven pareja que tiene un hotel en un bonito lugar de descanso en Checoslovaquia, se empieza a ver truncada poco a poco por la ocupación alemana, por la guerra, por la confiscación de los bienes de la famila, por su expulsión y por su ingreso en un gueto judio de Polonia.

Las privaciones infinitas, el frío, el hambre, la humillación, las injusticas van poco a poco in crecendo hasta su ingreso en el campo de concentración. ¡Con qué contención recuerda el momento en que se llevaron a sus abuelos!

La protección de su padre (hasta que los separan para no volver a verlo nunca más), su propio ingenio y la suerte (de ahí el título del libro) le permiten sobrevivir a innumerables momentos cuyo destino seguro era la muerte de hambre, de frío y directamente de la cámara de gas (en cuya antelasa estuvo un par de veces) o de la ejecución (a cuyas puertas estuvo otra par de veces). Imaginar a un niño desnutrido y mal vestido y calzado, caminar día tras día en el frío invierno polaco durante la Caravana de la Muerte, durmiendo en la intemperie, con dedos del pie congelados (que luego le sería amputados), bebiendo la nieve, y pensar que sobrevivió es algo que escapa a nuestra comprensión.   

Las anécdotas casi humorísticas de su ingreso como “mascota” en el ejército polaco tras la liberación, de su participación en la liberación de Berlín, su creencia en que los dedos del pie le crecerían de nuevo como los dientes… son no menos increíbles.

No puedo resistir la comparación con el niño de “La Vida es Bella” de Begnini y tengo que repetir -lo siento- la frase mil veces manida de que la realidad supera a la ficción

El libro es duro y tierno a la vez. Ingenuo y sabio. Parece mentira que un niño pueda vivir tanto y tan intenso… y sobrevivir y crecer y estudiar (empezando a los 11 años) y llegar a ser quien es. Es un milagro.

Su lectura de lo que vivió está construida en positivo, para los demás, para la defensa de los derechos humanos de todos… compartiendo su lucha contra otros genocidios (la exyugoslavia, Ruanda, Darfur…)… Además incluye reflexiones muy interesantes -tan profundas como poco pretenciosas- sobre la infancia, sobre la educación, sobre los comportamientos de la gente en situaciones extremas, sobre la amistad… 

En fin, que lo recomiendo mucho. Oro molido. No sé si decir que encoge el corazón o que lo ensancha: seguramente hace las dos cosas…

Está a la altura y resulta tan imprescindible en toda biblioteca y -más importante- en todo currículum escolar, como los recuerdos de Levi, los diarios de Ana Frank o los del no menos sorprendente y maravilloso Petr Ginz o las memorias de “El pianista” Wladyslaw Szpilman…

Lo dicho: ¡que toca ir otra vez a la librería!

Portada libro

…venga, a la librería…

Sábado, Marzo 8th, 2008

Acaba de salir publicado un nuevo libro de la colección de ensayos que UNESCO Etxea publica con la Editorial Libros de la Catarata. 

4041.jpg4041.jpg4041.jpg4041.jpg4041.jpg4041.jpg4041.jpg

Se titula MOVIMIENTO CINTURÓN VERDE. COMPARTIENDO PROPUESTAS Y EXPERIENCIAS. En él la Premios Nobel de la Paz 2004, Wangari Maathai, nos relata la experiencia de su organización durante los últimos 30 años, los éxitos de reforestación, los trabajos por la participación política de la mujer, por la democracia y la paz en su país, etc. 

El libro fue publicado originalmente en inglés hace unos años, pero la edición ha sido revisada y actualizada e incluso Wangari Maathai nos ha hecho el honor de escribirnos un prólogo especial para esta edición. 

Vistos los últimos acontecimientos vividos por Kenia a principios de este año, hemos incluido a última hora como epílogo un artículo de la propia Maathai analizando la situación y posicionándose ante el momento político de su país. Creo que en conjunto es un libro muy interesante.

El libro incluye un Prólogo ni más ni menos que de Gro Harlem Brundtland, a la que casi-casi podríamos denominar la madre del concepto de Desarrollo Sostenible. 

(Y yo he tenido el enorme privilegio de poder escribir unas palabritas de Introdución en el libro: ¡menudo lujazo para mí compartir esas páginas con Wangari Maathai y Gro Harlem Brundtland! …es de esos gustazos que uno se puede dar de vez en cuando…)

Bueno, venga… ¡corre a la librería a comprarlo!… y si no lo tienen, ¡que lo pidan!  

 4041.jpg 4041.jpg4041.jpg4041.jpg4041.jpg4041.jpg4041.jpg

Fotos del acto de Palais de las Naciones Unidas en Ginebra - 07.03.2008

Sábado, Marzo 8th, 2008

Ayer no pude contar mucho del acto sobre el Derecho Humano a la Paz. Lamentablemente se impusieron otro tipo de lecturas.

Pero el acto fue un éxito, asisiteron unas 40 representantes de ONGs con status consultivo ante el ECOSOC, así como funcionarios de las Naciones Unidas (algunos tan destacados como el Sr. Ricardo Espinosa, Oficial de Enlace para la ONGs de la Oficina del Director General) y distintos representantes institucionales de varias procedencias (como, por ejemplo, la Defensora del Pueblo de Azerbaijan).  

Debo aquí reconocer el gran trabajo de David Fernández Puyana en la organización del acto y la creación de complicidades y alianzas con un enorme número de ONGs con status consultiuvo (hasta 100) que ya apoyan la inciativa. 

En esta primera foto, presento el acto con el copresidente de la mesa, mi gran amigo Carlos Villán Durán, Presidente de la Asociación Española para lel Desarrollo y la Aplicación del Derecho Internacional de los Derechos Humanos y alma mater de este proceso de codificación del Derecho Humano a la Paz. 

gin5.jpg

En esta segunda se nos puede ver a todos los participantes. De izda a dcha:

Mr. Rogate Mshana, Responsable del Programa Economic Justice and Peace del Consejo Mundial de Iglesias; Mr. Alfred de Zayas, escritor, jurista, ex-alto funcionario de las Naciones Unidas y actualente Profesor de la Escuela Diplomática de Ginebra; Sr. Mario Yutzis, ex-presidente del Comité para la Eliminación de la Discriminación Racial de las Naciones Unidas; Sr. Carlos Villán Durán, ya presentado arriba; yo mismo; Ms. Viet Tu Tran, Human Rights Officer de las Oficina de la Alta Comisionada de las Naciones Unidas para los Derechos Humanos; y Ms. Charlotte Le Den, Legal Officer del Institute International de Recherches pour la Paix de Ginebra.

 

nueva-imagen.png 

Y aquí el programa:programa-7-marzo-08.pdf